El Proceso De Rehabilitación Emocional Por Medio De La Prótesis
Ads
Compartir

El Proceso De Por Medio De La



La amputación


Cuando se realiza la amputación causa problemas físicos, psicológicos, estéticos y sociales, por lo tanto es fundamental la para capacitar al paciente en sus actividades cotidianas.

En las sociedades modernas, lo ideal es tener un cuerpo agradable, bello y esbelto, por ello, la pérdida de una parte de este, así sea mínima, causa un gran trauma psicológico, ya que se altera notablemente y de forma definitiva la imagen corporal, es decir, la apreciación que tiene una persona de su propio cuerpo en cuanto a su apariencia física y función.

Esto es más notorio en personas que estaban previamente sanas y que debido a un accidente pierden una parte de su cuerpo. Los que son amputados luego de padecer crónicamente alguna enfermedad, cuentan con más tiempo para adaptarse a la nueva situación, pero igualmente es una condición que trae aparejada múltiples consecuencias y afectaciones.



Durante este periodo, probablemente se sentirá muy estresado, aflijido, asfixiado con todo lo que lo rodea. Existen, sin embargo, varias formas de afrontar el problema. Si habla con su profesional de la salud, ya sea su médico, un psicólogo, el anaplastologo o el fisioterapeuta; o con una persona de confianza (familiar o amigo), tal vez este le pueda ayudar, siempre y cuando usted sea honesto y sincero.

Es posible que experimente una pérdida de autoestima, pérdida de confianza en sí mismo, miedo o rechazo de su pareja, problemas financieros y que se cuestione su apariencia física. Probablemente, uno de los problemas más difíciles es perder el sentimiento de independencia y tener que depender de otros hasta en las necesidades más básicas.

Usted se percatará de que, con el tiempo, aprenderá a adaptarse y su actitud cambiará para bien. Amara su cuerpo tal cual es, ganara confianza en actividades que había dejado de realizar. Recuerde el limite solo lo coloca usted mismo, y es seguro que algunas cosas no podrá realizarlas como las realizaba antes, pero encontrara el método adecuado para volverlas a realizar. Así mismo si algunas personas se alejan, llegaran otras que le brindaran lo mismo o con mayor valor que antes. Siempre tenga en cuenta que algunas ideas o pensamientos que puede tener solo lo limitan a usted mismo. Piense por un momento y cuestione ese pensamiento, en sí, ¿lo necesita?, ¿es funcional?, ¿es real?, ¿logra algo con ese pensamiento? No actué con una venda en los ojos, no busque el dolor y la pena en los demás. Valórese por lo que ahora es y siempre ha sido.

El proceso de protetización


Proceso protetización
Proceso protetización

Si los pacientes perciben que están siendo pobremente tratados durante su proceso de rehabilitación, algún índice de respuesta satisfactoria del paciente puede dañarse. En otra forma, un buen manejo durante el proceso de rehabilitación, puede trabajar en contra de sentimientos negativos, a menos que estos sean muy profundos y amargos. Es muy difícil para un ser humano aceptar que las personas que los rodean tomen a la ligera, lo que para ellos es una verdadera crisis. No puede ser persuadido del hecho, de que para los miembros del equipo clínico la discapacidad es un hecho familiar y aceptado dentro de su vida diaria. Su única y singular posición está firmemente atrincherada y debe ser reconocida mediante aquellos quienes lo atienden. Mientras más competente sea el anaplastologo y los miembros del equipo, menos estresado estará el paciente. Sentirá más empatía lo cual permitirá un mejor proceso.

Ads

Esta capacidad del anaplastologo debe ser evidente en la atención del paciente y los detalles de su arte, incluyendo la condición de su equipo, la gentileza que demuestra hacia el paciente y sobre todo la evidencia de que no está agobiado por problemas psicológicos.

No existen substitutos para la honestidad y un interés genuino en los intereses del paciente y la entrega de una óptima prótesis, generaran una mejor adaptación a la misma prótesis.   

Asimismo, el conocer tempranamente al anaplastologo, aún pre quirúrgicamente, es muy valioso, si se tiene la oportunidad. Otra buena medicina es iniciar rápidamente los servicios protésicos, cuando el ortopedista o médico que lleva el proceso indiquen. Una prótesis, aún semi terminada, que presenta una adecuada estética tiene un efecto positivo en la psique del paciente, aun siendo las extremidades de prueba o iniciales. Ya que estas deben tener una buena calidad, desde el punto de vista estético y funcional.  

Con la iniciación del programa de rehabilitación, casi siempre surge un destello de optimismo. La persona amputada empieza a ver las posibilidades de superar su pérdida, enfrentar a su familia, regresar al empleo, reestablecer sus actividades sociales y regresar a su medio ambiente familiar. Pueden surgir sentimientos de frustración debido a su inicial reducida función, y la necesidad de aprender nuevas habilidades, con o sin la prótesis, y esto lo puede desalentar; sin embargo, con una adecuada información por parte del equipo clínico, comunicándole que paso a paso mejorará sus capacidades, estos sentimientos pronto desaparecerán. 

El papel de la familia



La reacción de la familia, especialmente la pareja, es de crucial importancia. Abundan ejemplos en los cuales una esposa (o) encuentra dificultades para ajustarse a la amputación de su pareja. Esto significa más trabajo, interrupción de la intimidad, o si las dificultades preceden a una amputación se pueden formar profundas heridas en la relación de pareja.

Las familias y amistades sobre protectoras hacen recordar a la persona de su discapacidad, cuando lo que esta desea es aparecer normal. Al contrario, en algunos casos puede convertirse en un tirano, utilizando su amputación como una forma de llamar la atención y recibir ayuda.

La mejor forma de atender a una persona amputada es con actitudes firmes y consistentes pero que sean gentiles.

El papel del técnico en anaplastología


Anaplastologo
Técnico en Anaplastología

Entre otros factores, los cuales también intervienen en el impacto psicológico de la amputación, son las expectativas de la persona amputada en litigios y reembolsos y que pueden afectar el tono del tratamiento. En estos casos se requiere una gran objetividad por parte del anaplastologo. Debe defender su negocio y destacar los hechos. Si él sospecha que sus mejores esfuerzos están siendo frustrados por asuntos financieros, ajenos al tratamiento protésico, debe hacer del conocimiento del equipo clínico estos hechos, cuando el caso es revisado y solicitar ayuda en las dificultades que está experimentando.

Por esto es importante que el anaplastologo reconozca el estado del paciente, desde el punto de vista psicológico y así puede tener en mente los hechos pertinentes, a medida que realiza su trabajo profesional.

Una actitud de queja constante del paciente hacia su discapacidad, su prótesis y aún hacia el anaplastologo, no debe involucrar en todo a los servicios protésicos. Asimismo, los factores culturales no tienen ninguna relevancia. Algunas personas tienden a quejarse de cualquier atraso; esta reacción no debe ser tomada en serio. Sin embargo, otros pacientes son tan estoicos que aguantan reales dificultades antes de que ellos presenten una queja. Como un resultado de esto algunas veces se presentan importantes lesiones. Es necesario, para afrontar y detectar este tipo de problemas, un procedimiento sensato y prudente.

Ads

Cuando existen choques en el proceso


Dificultades proceso
Dificultades proceso

Mediante el conocimiento del paciente, el anaplastologo puede facilitar sus propias tareas, sin agobiar al paciente, lo cual debe ser el objetivo. Por lo general, el anaplastologo no es mejor psicólogo que el paciente. Sin embargo, siempre existe el psicólogo para acudir, más allá del equipo, si el paciente se mantiene grosero e intransigente, ya sea por ideas irracionales o porque no ha superado su duelo.

Siempre permita que la situación termine en forma positiva dado que muy probablemente, en el futuro, tendrá que involucrarse nuevamente con el mismo paciente.  

La prótesis como impulsadora del cambio


Cambio pensamiento
Cambio pensamiento

Al recibir la prótesis, y estar a gusto con ella, se genera un cambio a nivel mental, donde se resignifica esa imagen corporal y se siente completo nuevamente. Es verdad que debe hacer un proceso nuevamente para el adecuado manejo de la prótesis en sus actividades diarias, pero es muy bien sabido que cuando la persona está a gusto esto pasa a un segundo plano volviéndose menos importante.

Tanto el anaplastologo como el paciente realizaron un proceso largo para dar con el mejor dispositivo para su lesión. Encontrando el color, forma, textura, anclaje ortopédico.


Cambio en la mente
Cambio en la mente


Dpto Psicología MG LATAM
Author: Dpto Psicología MG LATAM

Servicio integral, creado para ofrecer conocimiento y acompañamiento psicológico al paciente con amputaciones traumáticas o congénitas durante y después de su proceso de protetización. También, asesoría psicoeducativa para su núcleo familiar y/o personas que acompañan en el proceso de rehabilitación. Es un servicio indispensable; como primera medida el profesional evalúa, determina e identifica si el paciente esta mentalmente preparado para iniciar el proceso y finalmente adaptarse con la mayor naturalidad posible a su prótesis MG u órtesis MG.